miércoles, diciembre 24, 2008

FELICES FIESTAS

Photobucket

En estos días, olviden los regalos, compartan momentos y permitan que cada momento sea mágico. Tracen propósitos, y trabajen por ellos durante todo el año, con la misma energía con la que fueron plasmados. Celebren la Vida y siéntanse afortunados de tenerla.

Paz, Luz y Amor para cada uno de ustedes.

SALAM ALEIKUM.

jueves, diciembre 18, 2008

FARJA

(FARJA, del árabe "alegría", Coreografía de Prisca Zaghloul)

Cuando la tristeza habitaba en el sitio que ocupa mi alma,
me bañaba en mis lágrimas día y noche,
trenzaba mis cabellos con el color del recuerdo,
sentía su ausencia,
sangraba el dolor de la pérdida.

Cuando la nostalgia ocupaba mis pensamientos,
bordaba de pesares mi espíritu,
añoraba estar en aquel entonces,
en aquel momento,
ser parte de aquel instante.

Cuando la melancolía habitaba en mi casa,
no podía dejar de pensar en mis días felices,
como hojas que se llevó el invierno.

Cuando recién le abrí la puerta a la alegría,
dejé que se llevara el polvo que me había entumecido,
sacudí mis caderas,
me solté el cabello y dejé que cayera la nostalgia.

Cuando permití que la felicidad se apoderara de mis pensamientos,
aún añorando su recuerdo,
cambiaron los colores que teñían mi rostro
y ensombrecían mis ojos.

Cuando le di vuelta a la página,
tristeza, nostalgia y melancolía,
fueron barcos que observaba alejarse
con la irreverencia de una sonrisa.

Photobucket

miércoles, diciembre 17, 2008

Lo que no es NO ES

Estoy harta de mendigar amor y tiempo a ciertos especímenes llamados hombres. Yo también tengo cosas que hacer. Por ejemplo, subirme a mi bote y remar hacia la Luna.

Photobucket

martes, diciembre 16, 2008

Intentálo de nuevo

Una vez te propuse que escribieras: lo hacés muy bien. No sabés cuánto me alegra que lo retomaras. Son cosas que no hay que dejar de hacer.

Ayer te hice cuatro preguntas, muy específicas, sobre lo que te había hecho sentir esa tajada de queque. Intentálo de nuevo. Vos podés provocar un orgasmo con palabras, acariciar sin tocar, despertar los sentidos, transportarme, hacerme sentir cada sabor. Intentálo de nuevo.

P.D.: Espero tu post.

Photobucket

viernes, diciembre 12, 2008

jueves, diciembre 11, 2008

Soy adicta

Soy adicta. Lo confieso. Adicta a los chocolates, a las mariposas en el estómago. A la piel y los besos. Y también a su piel y a sus besos. Al vino, a ciertas canciones que puedo escuchar una y otra vez. Adicta al coqueteo, me gusta batir las pestañas. Adicta a los versos, a Le Triplets of Beleville, a bailar interminablemente, a recordar, cómo me gusta. A perder el tiempo, que llaman. Paso más tiempo en las nubes que aquí en la Tierra. Soy adicta a las noches de Luna Llena, y cómo me desbarajustan. Soy adicta al Facebook, y con esto no pretendo hacerles publicidad. Soy adicta a las fotos. Cómo me gusta tomarlas y que me las tomen. Adicta a las emociones intensas, qué si seré intensa... Soy adicta. Lo confieso. Y es mi forma de vivir la Vida. ¡Salud!

Photobucket

martes, diciembre 09, 2008

Cambié...

el placer por una caricia.
el Mar por un escritorio y una computadora.
mi libertad por mi seguridad.
el anochecer por el alba.
el grupo por mi unidad.
un trabajo por otro, y otro por otro y otro por este otro.
el silencio por voces conocidas.
la comodidad por el a veces sí y otras no.
el escenario por la butaca en primera fila.

¿Qué hago con mis pedazos?

Photobucket

lunes, diciembre 08, 2008

¿Y a vos?

¿Alguna vez se te ha atravesado un suspiro en la garganta?

martes, diciembre 02, 2008

El tiempo

Photobucket

Me atreví a asegurar que para mi el tiempo no existe. Y sin embargo, tengo un horario de trabajo de lunes a viernes. Tengo que levantarme a una hora determinada (casi nunca lo logro), para llegar a una hora predeterminada a trabajar. Tengo clases los lunes y los miércoles a las 8:00 p.m. Doy clases los jueves a las 7:00 p.m. y los sábados a las 11:00 a.m., hora que, como el conejo blanco, en ocasiones me cuesta alcanzar. Bueno, eso podría explicar en parte, mi afirmación de que el tiempo no existe para mi, pero ese no es el punto. El punto es que el tiempo es una medida para organizarnos, o para estresarnos, si permitimos que nos encadene el reloj que muchos llevamos en la muñeca izquierda.

Creo que la gente que vive sin contar el tiempo es más feliz, tienen más paz. La Vida está hecha de momentos. Y momentos como un beso, un abrazo, sumergirse bajo el agua, ver sonreír a un niño, correr sin rumbo fijo, reír a carcajada limpia, ver un atardecer, hacer el amor, bailar... no tienen tiempo. De eso se trata el tiempo místico, en el que se pierde la conciencia del tiempo... Perdámonos más, quizás sea la forma de encontrarnos.

martes, noviembre 25, 2008

Invitación

Photobucket

jueves, noviembre 20, 2008

100 cosas que haré mientras esté viva

1. Bailar caporales en el Carnaval de Oruro 2010.

2. Bailar o actuar en el Teatro Nacional.

3. Escribir, publicar y dedicar varios libros y vivir de eso.

4. Conocer a un hombre que me ame, me valore y me respete de verdad, y compartir la Vida juntos.

5. Ser madre.

6. Ver crecer a mis hijos.

7. Volver a ver y estar con Carlos.

8. Conocer todo Sudamérica.

9. Viajar a Cuba. Bailar en Cuba. Comer en Cuba. Fotografiar Cuba. Hacer el amor en Cuba.

10. Viajar a Egipto.

11. Viajar a Italia y conocer a mis antepasados.

12. Viajar a la India.

13. Tomar un Crucero por el Caribe.

14. Hacer nuevamente el Camino del Inca con mejor condición física y que sea un tour místico-espiritual.

15. Subir al Chirripó.

16. Hacer canopy.

17. Volar en un delta.

18. Bucear bajo el mar.

19. Ir a la Isla del Coco.

20. Aprender a mezclar como una dj.

21. Ser fotógrafa profesional.

22. Pegarme la fiesta en varias discos europeas.

23. Vestir como una diva.

24. Ser una diva (got it!)

25. Viajar a Líbano.

26. Viajar a Marruecos.

27. Viajar a Toledo y visitar la tumba de Gustavo Adolfo Bécquer.

28. Visitar el Museo de Frida Kahlo y el de Vincent van Gogh.

29. Conocer a Gael García Bernal y darle un beso en la boca.

30. Conocer el Taj Mahal.

31. Conocer a José Saramago y conversar con él.

32. Conocer a Eduardo Galeano y conversar con él. Y regalarle mis libros.

33. Conocer un sabio (ya conocí una sabia: era mi abuelita).

34. Conocer a Eduardo Verástegui y hacer el amor con él (en realidad pensé en cogérmelo, lo confieso).

35. La próxima vez que esté con Jay K, me lo apretaré, muy a pesar de los guardaespaldas.

36. Viajar a Bolivia más a menudo.

37. Comprar una casa de dos pisos con balcón, jacuzzi, piscina, patio, jardín, mezaninne y bar.

38. Comprar un carro que me guste y manejarlo a la perfección.

39.Comprar una bicicleta.

40. Vivir en otras playas (ya viví en Conchal).

41. Ir a Bocas del Toro de cacería, jajaja.

42. Manejar Photoshop e Ilustrador a la perfección.

43. Conocer a Rachel Brice.

44. Ver al Circo del Sol en vivo.

45. Que Plácido Domingo y Björk canten para mi.

46. Hacer el amor con un poeta y que nos escribamos los cuerpos como en The Pillow Book.

47. Hacer el amor en una tina de helado de vainilla derretido.

48. Coger en el baño de un avión con un desconocido sin que nadie se percate.

49. Cantar bien.

50. Gritar en la cima de una montaña.

51. Tener mi propia empresa y tener éxito y ganar mucho dinero.

52. Ser una bailarina de belly dance exitosa.

53. Comunicar el verdadero sentido del belly dance.

54. Pintarme el cuerpo cuando esté embarazada y que me tomen fotos.

55. Tomarme fotos desnuda con el amor de mi Vida.

56. Hacer fiestas para mis amigos y mi familia en la casa que me voy a comprar.

57. Aprender italiano.

58. Aprender portugués.

59. Aprender francés.

60. Vivir en Holanda, trabajando en Radio Nederland Wereldomroep.

61. Ir de compras en París y Nueva York.

62. Comprarles una hermosa casa a mis padres.

63. Conocer a Joaquín Sabina.

64. Comprar un kayak para usarlo a menudo.

65. Mantener el peso ideal.

66. Cuidar y mantener mi piel (ya sé lo que estás pensando).

67. Viajar en astral naturalmente.

68. Viajar en astral en pareja.

69. Bailar belly dance en Jazz Café Escazú.

70. Bailar belly dance en otros países.

71. Teñirme el pelo rojo (de nuevo).

72. Tener de mascota un gato negro.

73. Plantar marihuana en mi jardín.

74. Probar hongos alucinógenos.

75. Lanzarme de una avioneta con paracaídas y no morir en el intento (todavía me faltan 25 cosas por hacer).

76. Hacer rafting fuera de Tiquicia.

77. Conocer al Dalai Lama.

78. Estudiar fotografía en Barcelona.

79. Hacerme invisible de cuando en vez y jugar con eso (got it!).

80. Ver un hada.

81. Reírme de la Vida antes de enojarme.

82. Llevarme bien con todos mis ex.

83. Ver animales en Africa.

84. Descubrir e investigar el origen de mi familia paterna.

85. Filmar una película.

86. Producir una o más radionovelas.

87. Producir un disco.

88. Producir espectáculos de belly dance (y bueno, ya empecé).

89. Hablar con mi abuelita (aunque esté en el más allá).

90. Volver a jugar con mi primo Luis a la Mujer Maravilla y Superman.

91. Cantar en un teatro.

92. Que todo lo que salga de mis manos sea mágico y delicioso.

93. Tener mi propia web.

94. Hacer manualidades con mis hijos.

95. Tener una cobija con orejas siempre que quiera (tradúzcase un hombre que me ame y a quien amar cuando hace frío).

96. Tener siempre flores que me alegren el día.

97. Aprender a bailar tango profesionalmente.

98. Decorar mi propia casa.

99. Presenciar una boda hindú o casarme a lo hindú.

100. Hacer mi tesis (debí haberlo puesto de primero, pero la lista no tiene un orden en especial).

101. Al final, que me conviertan en cenizas, me metan en una vasija de barro (como a mis antepasados), y me tiren al mar.

miércoles, noviembre 19, 2008

Suficiente

Photobucket

Era la hora del desayuno. De unos años para acá, él acostumbra levantarse de malas. Cualquier excusa es buena: el clima, el insomnio, que no le sirvan del lado que alumbra el Sol, que la ventana esté abierta...

Son tres. Padre, madre e hija. La madre en la cocina, la hija desayunando, el padre o sus quejas recién levantándose.

P- ¿Dónde está el lapicero rojo? (Grita) Anoche lo dejé justo aquí (golpeando la mesa). (A la madre) ¿Dónde está el lapicero rojo? (A la hija) ¿Por qué tu madre SIEMPRE tiene que estar moviendo las cosas de dónde las pongo?

La madre no responde, está sumergida en un limbo desde hace dos meses, que ahora en los libros y en la televisión llaman por el nombre de depresión.

H- No le hables así, por favor, por eso es que se deprime.

P- No es por eso, es por otras cosas.

M- (Saliendo del limbo) ¿Entonces por qué otras cosas?

P- ... (Cambia de tema y sigue buscando el lapicero rojo).

lunes, noviembre 17, 2008

Nombre

Tener un nombre tan cristiano es toda una responsabilidad. Pero para ser sincera nunca me lo he tomado como tal.

Mi madre quería que me llamara Penélope. Y como la Vida está llena de absurdos me encontré un Ulises en una parte de mi historia. Pero no soy buena para sentarme a bordar y esperar... También quería que me llamara Andrómeda, pero tampoco soy buena para jugar de inalcanzable.

Mi padre quiso ser creativo y se dedicó a la tarea de inventarme un nombre. Mi nombre es el resultado de la fusión de los nombres de mis dos tías abuelas, las tías favoritas de mis padres. Mi tía abuela paterna se llamaba Deo Cristi, que significa Dios Cristo, en latín, así es que Padre e Hijo de una. Isabel era el nombre de la tata, la tía preferida de mi madre, el nombre de la mensajera. Toda una trilogía, resulté siendo. Cada quien lo toma como quiere. Así es que decidí tomarme la Vida con tranquilidad, como este tipo que andaba relajado por la Vida, redescubriendo en cada ser humano un ser maravilloso, disfrutando los momentos y compartiéndolos, amando, aprendiendo y escuchando. Con la percepción de que todos somos dioses, y con la capacidad de creer locuras y encima apoyarlas como lo hizo doña Isabel.

miércoles, noviembre 12, 2008

A mis amantes

Bajo todas las capas de mi piel,
en lugares que quizá no se atrevieron a descubrir,
por encontrarse demasiado profundo,
porque no se alcanzan con las yemas de los dedos,
ni los capta la pupila,
guardo agridulces recuerdos,
de momentos compartidos,
de miradas cómplices,
asaltos,
juegos de infantes,
que se redescubren al dejarse ser,
al reconocerse animales,
esenciales.

Les dedico esta perla
que se asoma al borde del arco de mis pestañas,
una canción, que nunca supe entonar,
una caricia, sin tocar la piel,
un suspiro al oído,
el recuerdo que despierta la lluvia al caer,
una carcajada al aire, suspendida,
como el instante en el que se detuvo el tiempo,
y nos advertimos inmortales.

Photobucket

lunes, noviembre 10, 2008

Cosas que me hacen sentirme viva (o):

(Adelante, escriban).

martes, noviembre 04, 2008

Para mi no cambia nada

(ENTRA BASE DE RAP)

Para mi no cambia nada,
mirá que te has inventado esta historia,
y ¡qué historia!

Quién es, nena,
el de los colmillos,
el de la escritura,
el de la dulce historia,
¡y qué historia!

Para mi no cambia nada,
venir a desenterrar muertos,
no me cambia nada,
no me aporta nada.

El tiempo pasa,
y nos supera,
nos espera,
y a vos te desespera.

Para mi no cambia nada,
revolver en esta historia,
la verdad es la verdad,
mi verdad, tu verdad,
te está jodiendo...

Espera

La mejor espera es la que no espera (nada).

viernes, octubre 24, 2008

30

Aún no tengo el apartamento ni el carro que quiero. Todavía no soy licenciada ni máster, pero estoy en proceso de serlo. No he encontrado aún al hombre de mi Vida, al futuro padre de mis hijos. En estos días incluso están ausentes los amantes. Probablemente no estrene el vestido que quería, y tenga que pedir prestado para irme de fiesta. Haré fiesta aunque haya pensado en un fin de semana meditabundo en la playa, en mi propia compañía. Mi madre está por tercer año consecutivo en cama, por estas fechas...

Pero estoy feliz, feliz de haber amado, de haber vivido, de haber remado por estos ríos, con la certeza de que hallaré la Luna, y no sólo su reflejo.

Estoy orgullosa de haber dejado de repetir "ser bailarina es mi sueño frustrado", para llegar a enseñarle a otras mujeres que es posible, pero con empeño.

Estoy satisfecha de haberme dado la oportunidad de amar, una y otra vez, a pesar de las heridas, de las frustraciones y de los desencuentros.

Me siento libre cuando sueño. Nunca he dejado de ser la niña que se perdía en clases a través de la imagen de los árboles que había tras la ventana, inventándose historias fruto de la imaginación.

Me llena haberme cantado esta historia, haberme dibujado, pintado con variadas técnicas, representado en distintos escenarios, rasgado las cuerdas del vientre de mi guitarra, bailado con los brazos extendidos al cielo, sintiendo el cosquilleo al abrirse el telón.

Siento que puedo reconstruirme, transformarme, lavarme y volver a ser, como tantas veces me he comparado con el ave mitológica, porque tengo alas en lugar de omóplatos, un lienzo en blanco en lugar de la piel.

Me gusta poder esculpir mi voz, y encontrarle mil y ún matices. Lo mismo que con la palabra.

Me gusta reír a carcajada limpia, inventar una salida, con o sin compañía, para qué más, sólo se necesita el ingenio. Me gusta viajar, conocer y reconocer tierras, volar en sueños, devorar chocolates, quedarme bajo el agua, dormir hasta tarde, abrazar mucho y muy fuerte, escuchar música, bañarme de sol y de besos.

Gracias Vida, porque nos hemos dado mutuamente.

Photobucket

martes, octubre 21, 2008

Historia sin fin

El era tacaño con las palabras. Ella en cambio las aderezaba, las condimentaba, le ponía sazón hasta a aquellas situaciones que no lo merecían... como sus despedidas. Porque fueron muchas. Hubo lágrimas y sonrisas. Pleitos y reconciliaciones. Todos cargados de olvido. Porque sin olvido no se puede haber explicado el revivir esta historia.

Pasó el tiempo. Hasta que un día, cosas del destino, empezaron a jugar al escondido. El la vio. Ella lo vio. El cruzó la calle. Ella no lo detuvo con la mirada. No pronunció palabra.

Una noche a ella le llegó el vino a la cabeza, y le refrescó los recuerdos. Entonces lo llamó. Al día siguiente el le envió un mensaje: "hola". Ella respondió con el silencio.

Photobucket

viernes, octubre 17, 2008

Invitación

Photobucket

martes, octubre 14, 2008

El tamaño de la soledad

Photobucket

Soñé que era una loba, y que corría sola por el desierto. Me detuve entonces, en medio de la nada, jadeante, con las patas llenas de polvo, bajo la Luna Llena. Entonces aullé, aullé agudamente, desde mis entrañas. El viento del desierto movió mi pelaje, y con él la arena que cubría mis heridas. Alcé la cabeza hacia las estrellas, y deseé que me abrazaran. Mis patas cedieron y caí al suelo. Nada había alrededor.

Y pasó la noche, y llegó el alba, fría, seca. Pero el frío no logró levantarme. Estaba muy lejos de la manada, y no quería regresar: no sabía dónde me sentía más sola. Entonces deseé abrigarme con otra piel.

El frío empezaba a helarme el alma. Mi corazón empezó a latir lento, muy lento. Y mi respiración se cortaba. El viento me cubría de arena, y mis ojos se cerraban, perdiendo visibilidad. Pensé que sería una con el desierto.

Entonces sucedió lo inesperado: la Tierra empezó a latir suavemente, y el calor me volvió al cuerpo, suavemente...

lunes, octubre 13, 2008

Religión

Photobucket
Religión, del latín religare o re-legere, que significa ligar o amarrar de nuevo. Jumm...cuidado con la clase de amarre... no podés decir qué hay detrás de la puerta aún habiéndola abierto antes.

Ciertamente hay mucho vacío en este mundo. Cada quien busca llenarlo como puede. La religión es una forma. Lo complicado es cuando nos perdemos en el camino de hallar respuestas. Aunque como sea, siempre es bueno darse cuenta de que tomamos el camino equivocado.

Cada quien en su rollo, eso sí, y si ese rollo ayuda a desenredar marañas, entonces es válido. Pero de nuevo, cada quién en su rollo.

Aunque hay un asunto que no había comprendido y es que, el hecho de querer convencer a alguien, si viene de un amigo, es porque desea tu bien, así es que no es motivo para ofuscarse. Y bueno, han pasado tantas Lunas que ya había olvidado el tiempo en el que yo misma reunía a los adolescentes del barrio en la casa de mi abuelita a rezar el rosario, así como lo hacía en el recreo más grande con mis amigas del colegio. De niña fui misionera, de adolescente fui líder de pastoral juvenil, y en algún momento me pasó por la cabeza ser monja (¡qué desastre!). Mi padre me decía que en cuanto entrara a la Universidad cambiaría de opinión... y no se equivocó. Empecé a cuestionármelo todo y a estar en desacuerdo con varias cosas...

En Dios no he dejado de creer, pero que necesite una religión para encausar mi camino... No lo creo. Y sin embargo el yoga me da muchísima paz. De nuevo: cada quién en su rollo.

miércoles, octubre 08, 2008

Aún existen

Se conocieron en Nicaragua. Ella andaba de aventurera, él en su papel de científico, dejándose sorprender por la fauna que habita el Caribe.

No fue amor a primera vista. Se toparon de frente, se conocieron de a poco. Él tenía que venir a Costa Rica: aquí habita un pez que ejerce fascinación en él. Entonces acordaron encontrarse. Salieron algunas veces...y él se enamoró de sus ojos.

Pasaron los meses. Él estaba en Sudamérica y no volvió a saber nada de ella. Pensó que quizás no estaría interesada.

Kilómetros al norte, ella estaba tendida en la cama de un hospital, sin capacidad de comunicarse. Su cara se había desfigurado tras un grave accidente de tránsito. No sería la misma desde entonces... Lo cierto es que ella no había perdido el interés.Y en cuanto pudo, con mucho esfuerzo y ayuda de una amiga, le escribió un correo que sólo contenía la palabra "ACCIDENTE".

Él empacó sus maletas y se vino a Costa Rica. No hubo día en el que él no fuera a verla al hospital. Estuvo presente en cada día de su recuperación. Hasta que ella pudo caminar, y salir con sus propios pies. Ella le recomendaba que se fuera a la playa unos días, pero él no la escuchó. Estando en el hospital, le pidió que comenzaran una relación. Ella lo cuestionó. ¿Por qué no elegir a una chica "sana y normal" en lugar de ella? De nuevo no la escuchó. El había decidido amarla. Y ella lo aceptó.

En un viaje al Cerro de la Muerte (¡qué ironía!), le pidió que se casara con él. Ella aceptó. Ahora son esposos. A ella aún se le dificulta ver. Uno de sus ojos quedó completamente inflamado. Ya no hay en ellos el brillo líquido que tuvieron. Él optó por ser sus ojos.

Al terminar de escuchar esta historia, no pude más que creer, que aún existen los hombres que aman, que son y están, que valoran, respetan y se dan. La pregunta es...¿dónde están?

Photobucket

lunes, octubre 06, 2008

Decisiones

Photobucket
Todo parece indicar que es el Cerro de la Carpintera el que seguiré viendo al regresar de mi trabajo...en lugar del Mar. Al menos por un tiempo.

Es tiempo de retomar procesos inconclusos, de enfrentar mis miedos, de poner manos a la obra para tener un mejor futuro, a partir de la reconstrucción de mi presente.

Mi alma añora el Mar...y sus aires de libertad son de los que más me costó desprenderme. Y claro, no olvido que siempre sana mis heridas.

En fin, segura de que tomé la mejor decisión, esperaré un tiempo más. Entonces tendré las herramientas necesarias, para ser mejor valorada profesionalmente. Entonces no tendré la necesidad de flotar, de un trabajo a otro, en los terrenos de la inestabilidad.

Respiro profundo, y empiezo de nuevo, en otra dirección.

domingo, septiembre 28, 2008

Las Leyes del Universo

Sigo pensando que la Vida es como un rompecabezas. Tarde o temprano, las piezas llegan a calzar. Así como todo lo que sube, baja. Como lo bueno y lo malo se atraen. Como los pensamientos son cosas. Como todo se devuelve. Como todas las respuestas están adentro: Visita Interiora Terra Rectificando Invenies Occultum Lapidem.

Me decías, amigo querido, que en este mundo está todo servido para el mal. Pero sigo creyendo que el bien prevalece al final.

En una frase se resumen todas las leyes del Universo, y me la reveló otro de mis amigos más preciados: TODO ES PERFECTO.

Namasté.

viernes, septiembre 19, 2008

Sobre el miedo

Ayer fui a hacerle mi visita anual a mi ginecóloga. Me alegré al saber que mi útero y mis ovarios están en su lugar. ¡Excelente!, le dije. Si todo está bien, podré ser madre cuando sea grande. ¿Cuando sea grande?´, se rió. Y con sarcasmo le contesté: Sí, ¿verdad?, creo que ya soy grande... La edad ideal para tener el primer hijo es entre los 20 y los 30, me advirtió. Y bueno, no será la edad ideal para mi primer hijo, pero me quedan 10 años, ¿no?. Sí, es posible hasta los 40. En todo caso -le dije-, será cuando aparezca un padre digno de mis hijos...

Ahí sí se destapó de la risa. Me vio con cara de "niña, ¿aún estás esperando tu príncipe azul?" Ningún padre es perfecto. ¿Qué estás esperando? Además, los hijos son de las madres. Los padres llegan, depositan el semen y listo. Habrá buenos padres, pero en ese caso, la mayoría son infieles, así es que...¿qué estás esperando? Los hombres están en otras. Y si son buenos esposos, como en el caso de una paciente, se mueren. Esta señora parecía tener un buen marido, respetuoso, responsable, y...¡murió en un accidente!

Horas más tarde de mi cita, yo viajaba en compañía de la hija de una amiga de mi madre, que por cierto es madre soltera. Me contaba sobre su nuevo novio y luego vino la pregunta que nunca falta: ¿y esos novios? Y bueno, le conté que había conocido a un chico que me gusta mucho, y no había tardado en darle detalles cuando me bautizó con este comentario: ¿y qué tan a menudo sale del país? Porque el 99.9% de los hombres que viajan son infieles. Digo, te aviso para que te ubiqués. Son momentos para citarse con la otra en otra ciudad, o bien se conocen en el restaurante del hotel, en el lobby... ¡están sólos!

Han de imaginarse que anoche tuve pesadillas. ¡Dios! ¡Cuánto pesimismo! Afortunadamente, después de dormir, una abre los ojos. No se trata de que me crea mis cuentos de hadas. Pero es que ni siquiera he empezado una relación ¿y me voy a dejar lavar el cerebro por estas brujas? Gracias, pero no gracias.

Photobucket

lunes, septiembre 08, 2008

Gracias

No puedo estar menos que agradecida. Se han cerrado ciclos que debían cerrarse. Me gusta empezar. Están ocurriendo cosas buenas. Es como si entrara al jardín, justo en el momento en el que se abren todas las flores. Le dedico una sonrisa a la Vida, por las nuevas oportunidades.

sábado, agosto 30, 2008

Para todos los bloguivianos, reunidos hoy kilómetros al sur de mi existencia

Photobucket

¿Por qué tenemos la necesidad de comunicarnos? ¿Por qué nuestros antepasados los chaskis recorrían grandes distancias para llevar un mensaje de un lado a otro, sin detenerse, alimentados con la energía que les daba la hoja sagrada de la coca? ¿Por qué hemos superado los límites de tiempo y espacio para lograr comunicarnos en el espacio virtual? ¿Es que algo nos separa ahora? ¿Podemos entendernos mejor sin estar frente a frente? ¿Hasta dónde podemos llegar y qué podemos lograr en este espacio inventado?

Los seres humanos manejamos más de un lenguaje. Aunque soy bailarina, me siento bastante cómoda con el lenguaje escrito, especialmente con el de la poesía, que logra fusionar el arte con la palabra escrita. Pero no podría desligar un lenguaje del otro. El cuerpo tiene su propio lenguaje, y éste no puede ser traducido en palabras, sencillamente se siente, se deja fluir. ¿Qué sería de nuestros cuerpos sin alma? Seríamos seres inertes, incapaces de comunicarnos.

Los invito a que hoy, compartan lo que piensan, lo que sienten y lo que sueñan, pero sin dejar de mirarse a los ojos.

Saludos desde Tiquicia.

Atentamente,

La Chaskañawi.

P.D.: Farreen por mi todo lo que yo no puedo por estar lejos y en horas de trabajo.

jueves, agosto 28, 2008

Estimado y queridísimo:

Esto del estímulo es maravilloso. Las palabras: bellas. Llaman al deseo, despiertan las papilas gustativas, los puntos de placer, erizan los poros y humedecen las ganas. Pero llega un punto en el que es preciso llegar a las acciones. ¡HAGAME EL FAVOR!

lunes, agosto 25, 2008

Sólo le pido a Dios...

...que me proteja. Que yo también lo haré.

sábado, agosto 16, 2008

Presiento

Photobucket

Tejo una ilusión, que inevitable e inesperadamente me hace sonreír. Me aliviana el dolor de los pies al estar tantas horas sin poder sentarme. Me mueve, sí, me mueve. Presiento. Y me gusta lo que presiento. Y sin querer adelantarme, me permite vibrar en otra frecuencia.

martes, agosto 12, 2008

Buscándome

...preguntándome de nuevo quién soy, adónde voy. Ahora tengo la herramienta que me faltaba. ¿Pero soy realmente feliz? No. No estoy siendo consecuente conmigo misma. Sé que no estoy donde debo estar. Este no es lugar para mi. Por eso no fluyo. Pero paciencia, es temporal. Estaré donde quiero estar. Seré quien quiero ser.

Photobucket

miércoles, agosto 06, 2008

Manifiesto

Debajo de toda la falacia del "deber ser", de las imágenes divinas que me representan, de lo que me han enseñado, de cómo debo comportarme, moverme, expresarme, reírme, vestirme, caminar, hablar, ¡pensar!, y -peor aún- hasta sentir, hay una mujer que vibra, sueña, vuela, necesita, desea y ama, como cualquier otro ser humano que tenga piel, huesos y alma. ¿Cuál es la diferencia? La diferencia es preconcebida, de carácter sociocultural, resultado de un proceso que aún no llega al equilibrio. Por eso el cuestionamiento, la lucha y el trabajo de muchas mujeres y hombres concientes, con la mente y el pecho abiertos, "de par en par los sueños". Por eso es que soy fiel a mi misma, a lo que creo y a lo que me nace hacer en el momento presente, porque el aquí y el ahora son únicos e irrepetibles.

lunes, agosto 04, 2008

¿Y, entonces...?

Me repitió que él no era machista. Me dijo que las mujeres éramos "perfectas"...y "precisas". ¿Precisas? Para mi es un adjetivo que más bien describe algo más mecánico, pero en fin, creo que es porque lo tengo así posicionado en mi inconciente. Cuando le pregunté que por qué los hombres son infieles me dijo: "Por ejemplo anoche -y no es por rajar-, unas cuatro o cinco chicas, bonitas todas, me sugirieron que siguiéramos la fiesta. Y yo, nada, tranquilo. Pero bueno, soy un hombre joven, soltero, ¿por qué, no? Y pienso: yo podría decir lo mismo de mi. Soy joven, soltera, no le debo cuentas a nadie. Sin embargo me llamó "perrita", por llevármelo directo a la cama. ¿Y dice y repite que no es machista? ¿Y entonces, en qué quedamos?

Photobucket

sábado, agosto 02, 2008

El negocio del entretenimiento

Cada quién nace para algo. A mi en esta Vida me tocó dedicarme a entretener. Y he tenido múltiples trabajos. Pero lo que la mayoría tienen en común es que trabajo para que otros se entretengan, y bueno, muchas veces para mí ha sido entretenido, pero no siempre. Cuando me da por cuestionármelo todo, o cuando me da la Luna, o el SPM, pienso que debería estar yo, sentada en una mesa, tomándome todo el vino que me de la gana, coreando canciones hasta quedar disfónica, riendo hasta que me duela la panza y batiendo las palmas, en lugar de ver cómo otros se entretienen. Pero bueno, por ahora me toca ser expectante, qué se le va a hacer. Esperaré que el reloj de las 12, como la Cenicienta, para empezar la fiesta, en un pueblo chico que no tiene la costumbre de iniciar su vida nocturna después de las 12, como otros pueblos, y otras ciudades que yo debería estar conociendo, en lugar de estar posteando sobre este asunto, pero en fin, ya ven cómo el SPM, y la falta de serotonina hacen que me ponga en estas. No jodo más con el temita, y me voy a parar en la entradita, y a sonreír con la mejor cara que tenga disponible, porque más mesas no nos quedan por el momento, señor, disculpe, si gusta puede esperar mientras toma una degustación: ¿prefiere Shiraz o Chardonnay?

Photobucket

miércoles, julio 30, 2008

Di...¡hay que pulsearla!

Photobucket

Y es que nieta de bruja...¡sale pintada!

martes, julio 22, 2008

La pantalla está viva

Señoras y señores... la pantalla está viva. Así como lo leen. No sé si alguna vez han tenido la sensación de que la Vida transcurre ante sus ojos como si se tratara de una película. Muchas veces, si se está afuera (y aún estando dentro) resulta mucho más divertido que ver televisión. Las acciones ocurren en vivo y los personajes son reales, y lo mejor de todo, no se están dando cuenta de la escena que están armando.

Otras veces, no resulta tan divertido. Como cuando, siendo la protagonista de mi propia película, me veo viajando en el autobús, con cara de cansancio o de pocos amigos, apoyada en la ventana, y la imagen me devuelve la palabra: VULNERABLE. Entonces escucho en primer plano la voz de un robot que me advierte: ¡PELIGRO, PELIGRO! Y como si se tratara de un absurdo, recuerdo que es Luna Llena.

Cruzo el puente, y veo a un tipo que está reclamándole algo a un ser imaginario. Y bueno, imaginario, para mi, porque él sí lo está viendo. Y quizás para él yo no exista, aunque haya pasado a unos centímetros de su existencia.

De la misma manera, cruzo la puerta de mi trabajo, y me convierto en un personaje. El otro día comentaba una compañera: "Ahí está Cristibel, toda proper, tapada hasta arriba, saludando y ubicando a la gente en las mesas". "Pues sí -le contesto-, sé interpretar los papeles que me toca representar in questa vita".

Mi punto es, que no hace falta rebuscar mucho para contar historias. Las historias están frente a nuestros ojos, y viven en una dimensión latente, sangrante, absurda y tragicómica.

lunes, julio 14, 2008

Desde el alma

Me levanto,
con la sensación de que me espera
otro día más de trabajo.
Me conecto al tránsito,
en una carrera desesperada
contra el tiempo.
Bajo y subo escaleras.
Me visto y me desvisto.
Me acuesto y me levanto.
Entrego reportes,
cumplo horarios,
rutinas,
y se me pasa el tiempo,
sin tomar tiempo,
para lo más simple:
respirar, estar conmigo,
tomar conciencia de mi cuerpo
y de mi alma…
¿Qué es el alma?

Photobucket

Los invito a ver el espectàculo de belly dance Desde el alma, de la Academia Amar, el pròximo sàbado 19 de julio en el Auditorio Nacional del Museo de los Niños, en tandas de 5:00 y 8:00 p.m. Escribì algunos poemas como èste para el espectàculo y tambièn bailo la coreografìa Andròmeda, de Prisca Zaghloul.

jueves, julio 10, 2008

Erase una vez...

Erase una vez una chica que no tenía suerte con los hombres, pero no sabìa lo afortunada que era.

Photobucket

¿Serà posible? A mi me dio risa cuando me lo contaron... y aún más cuando me lo dedicaron.

viernes, julio 04, 2008

A bittersweet kiss

Photobucket

Hace unas 26 horas estaba celebrando que escuchar su voz, tras 6 meses de sana separación, no me había producido ningún sentimiento. Como si hubiera previsto mi propio entierro, le comenté a un par de amigos: "ya veremos cuando lo vea, ya les contaré". Y en efecto, mi propia lengua me castigó, ¿o me complació? Tenía los labios húmedos aún, cuando Mr. Big puso "Bittersweet Simphony" en el reproductor de cd's de su nuevo auto. "No change, I can't change, I can't change, I can't change, but I'm here in my mold, I am here in my mold..." ¿Qué pasa conmigo? -Debería enterrarte vivo, le dije. Y sin embargo estaba ahí, besándolo, dejándome llevar por el deseo que, sí, debo admitirlo, aún no he dejado de sentir. Estaba dividida. Me traicioné a mi misma, y fui consecuente con el deseo y el sentimiento a la vez. Me sequé rápidamente las lágrimas que inevitablemente salieron tras esa mezcla de sensaciones que no podría definir mejor la palabra "agridulce". "Estoy bien", le dije, como para tratar de convencerme. Sólo quiero que sepás que me dolió mucho. Me pidió que hiciéramos las paces y lo dejé un rato esperando con la palma de su mano hacia arriba. "Llámame, cualquier cosa". "¿Cualquier cosa?", le respondí. "Sí".

Empezó a llover, con vientos arrabaleros. Y yo sentía que también llovía adentro. Entonces le envié un mensaje: "¿Por qué me besaste?". "Porque quise hacerlo". "Lo peor (o lo mejor) de todo, le respondí, es que lo repetiría". "Pues me parece muy tentadora la idea", fue su respuesta.

¿A qué estoy jugando?, me pregunto yo.

Cause it's a bittersweet symphony this life.
Trying to make ends meet, trying to find somebody then you die.

martes, julio 01, 2008

¿Will & Grace?

Hay personalidades de personalidades como hay tipos de relaciones. Es un lugar común decir que los verdaderos amigos son pocos. Que para la fiesta sobran los compas, pero para los momentos difíciles, pocos están. Y, bueno, no deja de estar lejos de la realidad... Sin embargo, me enorgullezco de tener amigos maravillosos.

Uno de ellos, precisamente empezó siendo amigo de fiestas, en una época en la que viví en la playa, y fiesta implicaba bañarnos en cerveza, pasarla de boca en boca (en el sentido literal), bailar hasta el amanecer, y tomar la micro para regresar a trabajar al día siguiente... oops! ¡Ya había amanecido! Nos hacían rueda cuando bailábamos (yo era la única chica), y cuando invocábamos el "¡juego!, ¡juego!"... Pero curiosamente, cuando el juego era entre los bailarines, los espectadores empezaban a disminuir...

Desde entonces, a mi amigo y a mi se nos hizo costumbre saludarnos de beso en la boca. Sin malicia, ni segundas intenciones. Aunque no niego que juego con el deseo como se podría jugar con una bola de cristal... Peeeeero, resulta que ambos, aparte de nuestra amistad, compartimos el gusto por los hombres.

Incluso él tiene su propio Mr. Big, y es ahora cuando entiendo a mis amigas y su frustración al tratar de liberarme de semejante personaje: no sólo a nosotras nos pasa. Con la diferencia, que dicho personaje no me puede ver ni en foto: una muestra más de su inseguridad.

El sábado por la noche, mi amigo me sorprendió con una rosa a la salida del teatro. Me di cuenta de que ninguno de mis novios se había tomado esa molestia, aún sabiendo lo que me gustan las rosas. Luego me enteré que estuvo a punto de no ir, pues se la pasó en una crisis existencial todo el fin de semana (secuelas, diría yo), y sin embargo estuvo ahí, y me esperó con su sonrisa al final de la función.

Así como nos podemos pasar el tiempo en una improvisada sesión de fotos, y sólo a él se le ocurre que me puedo parecer a Angelina Jolie, al momento me destruye por cómo luzco en la foto de mi cédula de identidad. Y nos reímos hasta que nos duele la panza.

Y más tarde, después de comer helados de macadamia, me dice mientras fumamos que se siente sólo. Sé lo que es estar acompañada o rodeada de gente y sentirse sola. Pero no lo estás, le digo. Heme aquí. Lo mismo me dice cuando le confieso que también me siento sola, pero tan sólo un poco. Hace un tiempo que dejé de desear tener hermanos. Tengo amigos que valen por hermanos. Y él es uno de ellos.

lunes, junio 23, 2008

Andrómeda

"Al principio, todo era silencio,
y el silencio sólo dejaba oír al silencio"
Popol Vuh


Al nacer,
me desprendí en billones de partículas.
Para nacer, tuve que morir.
Pero todo vuelve al Ser,
a través de la Energía.
Volví a ser una,
después de invocar la unión.
Y una vez que todo estuvo en calma,
tuve la fuerza para crear,
transformar,
tomar el lugar que me corresponde
en el Universo.
Y aquí y ahora
es el momento para celebrarlo.
Y aunque me separe de nuevo
-pues contengo el bien y el mal-,
retorno a mi esencia y soy,
sólo soy.

Inspirado en la coreografía Andrómeda, de Prisca Zaghloul.

Photobucket
Andrómeda, Sir Edward Poynter,Oleo sobre lienzo, 1869.

Este fin de semana, bailo en la coreografía de belly dance Andròmeda, de Prisca Zaghloul, dentro de la presentación del I Semestre del Taller Nacional de Danza, Factor-D. Sàbado 28 de junio a las 8:00 p.m. y Domingo 29 de junio a las 7:00 p.m., en el Teatro Melico Salazar. ¡Los espero!

jueves, junio 19, 2008

Cómo salir a flote en el ambiente laboral y no morir en el intento

Jamás imaginé que trabajaría en un restaurante. Con todo y todo, es una oportunidad. Toda experiencia es aprendizaje. Me lo repito y lo comparto una y otra vez.

Sucede que he entrado en un universo masculino. Pero no cualquiera... Sólo tengo un par de compañeras en cocina y las señoras que se dedican a la limpieza. Los demás: tanto en la cocina, como en el salón y en el bar son hombres. ¿Y eso qué? Se dirán. Mi antecesora me decía que era una ventaja, que ella lo prefería así. Que en un ambiente de sólo mujeres se sentiría amenazada. Lamentablemente no está muy lejos de la realidad. No debiera, pero ocurre que en lugar de unirnos, nos bajamos el piso entre nosotras.

Pero de pronto yo me enfrento a una serie de chismes, rumores y comentarios con los que no contaba. Eso sumado a que he tenido que darme mi lugar, para no ser tratada de la misma forma que mi antecesora. ¿Será que represento una amenaza? ¡Juguete nuevo! Pues resulta que les contrataron de compañera a una mujer que no está dispuesta a ser vista como objeto, que no se permitirá ser parte de la comidilla diaria, so pena de que no tengan nada mejor que hacer. "Curarme en salud", por un lado, y por el otro, tengo el poder de ser transformadora. No voy a entrar en juegos de poder, ni de ninguna otra índole. He dicho.

jueves, junio 12, 2008

Solo

- ¿Qué es la soledad?

- Una compañía que no quisiera tener.

- ¿Es que alguna vez has estado con vos mismo?

- ... Nunca.

jueves, junio 05, 2008

Sería...

Te dibujarìa con mi lengua,
te adivinaría los pasos,
te revelaría mis cicatrices.
Te beberìa a sorbos,
inhalaría tu perfume:
el tuyo propio.
Perdería las yemas de mis dedos
entre tus cabellos,
absorvería tus palabras,
-que son susurros-,
para llevarme más besos a la boca.

En una inhalación,
perderás la conciencia del tiempo.

Photobucket

viernes, mayo 30, 2008

Aprendizaje

Entiendo en cada paso
que nada pierdo:
todo es ganancia.
Observo, miro,
escucho y aprendo.
Sueño al despertar.
Muero al vivir.
Y en este camino,
me dejo llevar
y al mismo tiempo
voy dejando huella.

Photobucket
Mujer atacameña

martes, mayo 20, 2008

¡Salud!

Ayer brindé por el ahora, porque es el mejor momento.

jueves, mayo 15, 2008

Ayer observé el dolor...

Me senté en una banca, a esperar a mi amiga. Esperé todo el día a que llegara ese momento. Pensé en qué debía decirle. En realidad lo mejor que podía hacer era acompañarla. En la mañana no pude hablar con ella: estaba inconsolable.

Mientras esperaba vi a la gente entrar y salir. Traté de concentrarme en mi lectura. Fui a la panadería más cercana a comerme ansiosamente una oreja descomunal, y aún no llegaba... No quisiera que tuviera que pasar por esto. Ni ella ni su familia. Mucho menos en las circunstancias en que sucedió: inesperada y violentamente. No me hubiera enterado si un viejo amigo en común no me hubiera avisado: no veo noticias. ¿Por qué? Una de las razones, la muerte de Pamela es un suceso más (o quizás no por las circunstancias en las que, desgraciadamente, esta familia nuevamente es noticia). ¿Qué hay de la denuncia? ¿del periodismo que cuestiona, investiga y enfrenta? Los culpables fueron detenidos ¿hasta cuánto tiempo?

Hace unos días hablaba con mis amigos cófrades sobre la inseguridad nacional. Y mantengo lo que creo. No hay que temer, ni sentirnos inseguros. No ayuda. Pero, ¿cómo explicárselo a esta familia? Menos en este momento.

Mientras abrazaba a mi amiga, trataba de transmitirle paz. Pero no voy a negar que me dolía verla sufrir. En estos días he estado estudiando el sufrimiento humano e intentando entender el propio (que es ficción). Y mientras estuve ahí veía las caras de sus otros amigos y pensaba: esto no está ayudando. Intenté sacarla de ahí, al menos por un momento. Escuchaba los comentarios de aliento de la gente, y quería evitar que le dijeran algunas cosas. De tanto querer protegerla creo que la agobié un poco. Cuán poco se nos prepara para la muerte, pensé. Casi en la misma medida en la que socialmente, no estamos preparados para hacer justicia. Me consuela saber que tengo un amigo trabajando al respecto y en la dirección indicada. ¿Qué puedo hacer yo? No menos que escribir al respecto.

lunes, mayo 12, 2008

Revelación

Todo es perfecto.

VITRIOL

miércoles, abril 30, 2008

Trago amargo

Camino por una ciudad sin nombre.
Me pierdo entre la gente,
con ganas de no ser vista,
preguntándome cuál es mi rumbo,
huyendo de la lluvia,
escampando en el vacío.

Mañana es mayo, y,
en retrospectiva,
final y principio.

Dibujo una ilusión
y en las palabras sin decir,
se me presenta una realidad
colmada de delirios.

Cuánta insensatez,
cuánto abandono,
cuántas mentiras.

martes, abril 29, 2008

7:00 a.m.

Alguna vez te has preguntado...

Qué harías si no tuvieras miedo?

miércoles, abril 23, 2008

Buscando respuestas

Fui buscando respuestas. Tal vez no es el lugar que cualquiera buscaría para meditar, pero es el que tenía más a mano. Siempre paso al frente y pienso: debería ir. Me gusta su silencio detenido en el tiempo. Y bueno, no es casual que de niña me generara cierta fascinación... Cuentan que me gustaba correr entre las flores (por supuesto no imaginaba qué había debajo de ellas).

La busqué... Estaba cubierta de hormigas y mala hierba. Pensé: debería tener rosas, como ella solía plantar en su jardín. No recé, venía a conversar, como lo hacíamos cuando vivíamos juntas. ¿Cuál era el secreto de la fortaleza de una mujer como mi abuela? Yo que me deprimo por menos, y ella jamás se rindió, por miserables que fueran las circunstancias.

Me acosté sobre la hierba. Unos metros de tierra me separaban de sus restos. Desde allí la extensión de la bóveda gris parecía hundirme contra la tierra. Un grupo de golondrinas volaba en círculo. Sin desarmarse, formaron otro contiguo al primero. Hasta que finalmente deshicieron la formación y me dejaron con mis interpretaciones dando vueltas en círculos: o más bien más claras. Tengo que liberarme de mis conflictos. Unas cuantas gotas de lluvia me refrescaron el rostro. Un muerto me sacó de mis cavilaciones cuando empezó a roncar. Eso y el olor a muerte, que es penetrante cuando la tierra está húmeda. Me levanté, porque aún estoy viva. Y le agradecí a mi abuela, su ingenio para responderme.

jueves, abril 17, 2008

Pero si de algo estoy segura, es de que...

...cada vez que muero, nazco.

domingo, abril 13, 2008

Contradicciones

Todos los seres humanos estamos llenos de contradicciones. Punto.

Photobucket


- Sos una indecisa, una insegura, una inestable. Al menos estoy "in". Eso sí, indeseable no soy. Si hay una fila de ratas a la espera de morder este cuerpecito mío, que se ha convertido en río. Todo lo que estoy buscando es un trabajo digno y de calidad, tal y como promueve el segundo objetivo de la PIEG.

- Para serte sincero... Lo q menos me preocupa es el cafe... lo q me preocupa es tu belleza... xq tengo q admitir q ayer estabas guapísima, bueno siempre pero ayer +

Y le respondo: - Entonces sí es un problema, porque la belleza es efímera. Y me guardo: Pero las relaciones estables no, imbécil, ya quisiera yo un compañero de Vida, y vos jugándotela por un polvo, según vos además, me vas a ganar con ese discurso. Además dónde dice que yo esté buscando otra cosa que no sea trabajo. El bruto no me entiende y me sigue mandando mensajes. Como no respondo me llama. Creo que no fui lo suficientemente clara, le digo. No lo fui. Me guardé el subtexto. Y no captó el mensaje.

Soy una guerrera, tengo que ser fuerte, y no esta mujer conectada al televisor, evadiendo realidades, tomando el primer trabajo que aparezca porque no hay dinero. Yo debería estar en otra posición. Fui la abeja reina y ahora soy el zángano en esta casa. Por qué acepté volver, en qué momento. Si mi amiga E... ha podido salir adelante sola, por qué yo no, qué es lo que me falta para arrancar. Y ahora hacia dónde voy, qué es lo que debo hacer realmente. Y sí, él tiene razón, cada vez hay más graduados, y más competencia, no me quiero quedar atrás, no nací para eso. Pero no se trata de competencia, quiero hacer algo útil por esta humanidad, no ser por ser ni estar por estar.

Aquella noche soñé que era madre. Y hoy me doy cuenta que aún no he llorado lo suficiente la frase "Avisáme pronto. Yo no quiero tener hijos" O tal vez no tenga que llorar, para qué, si soy fruto de mis elecciones. Pero una lista de despidos no es casual. No he estado haciendo bien las cosas. No, ma, no voy a salir con la cara lavada. Me sé maquillar bien, hasta he aprendido a maquillar las emociones. The show must go on El público espera y no admite bajonazos de energía.

Necesito un masaje. No un masaje no, una limpia quizás. Y también vomitar esta serie de incoherencias.

Que me cure el Mar, aunque esté lejos, el oleaje lo llevo dentro.

martes, abril 08, 2008

5:00 a.m.

Me bordé perlas en la espalda,
para que juntos contáramos
los días que no estuviste.

Photobucket

En medio de mi conciencia y mi inconsciencia, surgió esta frase, sin saber de dónde, y se me antojó melódica.

martes, abril 01, 2008

Entremés o Aunque la luz de tu habitación estuviera encendida

En tardes en las que abrazo mi soledad,
camino sin saber adónde.
Encuentro un lugar
donde antes estuvo desierto,
y antes de antes estuve de fiesta.
Me siento y sonrío:
luces bajas y música que invita al deseo...
Pienso: en momentos como éste
te hubiera llamado.
Incluso pensándote.
Pero resulta que disfruto
tanto de la música,
tanto de la media luz,
tanto de las mesas vacías,
como de mi ir y venir
detenido de pronto
en este espacio.
Y escucho:
"Nada...uoeoohh,
nada personal..."

martes, marzo 25, 2008

Automotivación

Cada día debería iniciar con un orgasmo.

domingo, marzo 09, 2008

Declaración reconstructiva

"Juro, por mis patas de gallo,
que he llorado y he reído
con la misma intensidad".

miércoles, marzo 05, 2008

¿Soy lo que tengo?

El sábado pasado asistí a la segunda parte del taller "De lo mecánico a lo orgánico", con el coreógrafo y bailarín Humberto Canessa, y si bien trabajamos corporalmente y hablamos sobre la danza, también conversamos sobre la Vida, porque el cuerpo es Vida en movimiento, lo que nos permite ser y estar, como él lo decía. El caso es que en el primer taller, todos nos presentamos y cada quién dijo qué era y qué hacía. El nos lo cuestionó. Y con razón, ¿acaso somos lo que hacemos? ¿o lo que tenemos? El ser va mucho más allá. Y en estos días en los que me la he pasado autocuestionándome (más con tanto tiempo libre), en los que el hecho de no tener trabajo, me desestabiliza no sólo económica sino también emocionalmente, me hace bien escuchar, que no valgo por lo que tengo o no tengo, que en realidad hasta hoy he vivido, he tenido muchas experiencias que me han permitido crecer y han costruido el ser que soy. Y sí, no tengo apartamento propio, ni carro, ni computadora, a veces con costos los pases para movilizarme... Tampoco tengo una relación. Cómo me molesta que la gente a la que no veo hace tanto tiempo me pregunte: y vos, ¿qué has hecho de tu Vida? ¿te casaste? Como si fuera lo único importante. Bailar, bailar es lo que he hecho. Sincerarme conmigo misma de una vez por todas. Admitir que soy arte, es lo que me corre por las venas y me hace cada día levantarme. Y no voy a ser hipócrita. No voy a negar que quiero el trabajo, la casa, el carro, la computadora, el gato, el novio... (¿mencioné que quería viajar?), pero llegarán cuando tengan que llegar. Mientras a disfrutar y a vivir cada momento que es único e irrepetible.

martes, febrero 19, 2008

Sub Terra

"Si abrís tus sentidos,
percibirás que en las profundidades
también hay Vida.
Que todo lo que percibimos afuera,
es adentro.
Y fue al principio,
cuando sólo existía la esencia."


Photobucket

Los invito a ver Sub Terra, este domingo 24 de febrero, a las 5:00 p.m. en el Teatro Melico Salazar, dentro del marco del Festival de Artes Rítmicas.

jueves, febrero 07, 2008

Maktub...Raks Sharki (Estaba escrito...Danza del vientre)

Photobucket

Para leer el artículo en La Nación, dale click aquí

viernes, febrero 01, 2008

Que si vengo, que si voy, que no voy...

Tiempos de cambio, "llevando el curso de metodología de toma de decisiones", dijo alguien por ahí. Sorprendida, sí. El Secreto funciona, y el viento me va llevando adonde mejor puedo estar. Es mi mejor momento. Y estoy agradecida por eso.

Photobucket

martes, enero 22, 2008

Nueve cosas que me hacen feliz (o mejor que sean diez)

Hace unos días, Ladybug me dejó una tarea, que por positiva, pienso seguir la cadena... Y dado que he estado tan melancólica en mis últimas publicaciones, y que iniciar algo bueno genera cosas buenas, entrémosle de una a mi lista:

1. El chocolate. En todas sus presentaciones. Helado, en barra, líquido (frío o caliente). Pero nada comparado con la bomba de chocolate de Il Panino (sin querer terminé haciendo publicidad). Un delicioso queque con chocolate caliente derretido por dentro, acompañado de una bola de helado de vainilla. Pero lo superó el queque de chocolate con nueces que me comí hace unos días en La Chocolatería de Escazú, con mi amiga Adri, ¡bañado en sirope de chocolate! Simplemente orgásmico. "- Esto supera a muchos hombres". Yo sólo pude reírme. Y es que esto lleva a mi siguiente punto:

2. Un buen momento en buena compañía Compartir un momento, por improvisado o pequeño que sea, con gente que me quiere y que quiero, me hace realmente feliz, me cambia el humor, le da otro color al día, o a la noche...

3. Y hablando de la noche... contemplar la Luna, brillando en el cielo con su luz espectral, en cualquiera de sus fases. Más en noches como esta de Luna Llena. Aunque confieso que me desacomoda ciertas fibras o nervios, que en el peor de los casos pueden causar el llanto, o algún desequilibrio emocional. Ejem.

4. El mar Nada como estar flotando en sus aguas, sentir el agua flotándome en el alma, lavando heridas, despertando esos deseos de ser sirena y de no regresar a tierra más nunca.

5. Hacer el amor ¿Qué relación tiene con el mar? Mmm... me lo reservo, pero que la tiene, la tiene. ¿Recuerdos? Sí, los tengo. Ya confesé. De una buena sesión de sexo, disfruta cualquiera, pero hacer el amor, es muy diferente. Es una frase tan desvirtuada, que perdió el verdadero sentido de la vivencia. Pero sí, que hermoso y delicioso que es amar y sentirse amada. El cuerpo, tiene su lenguaje propio, y hay sentimientos que no se pueden traducir en palabras...

6. Bailar. Siempre me gustó, y en el momento que descubrí la danza del vientre, sencillamente me enamoré, tanto que ahora estoy metida hasta las tapas. Bebo, como, pienso y sueño belly dance. Bailo sola o con mi grupo. Recibo y doy clases. Y me ha permitido conocerme, valorarme, entenderme y me ha dado la oportunidad de transmitir lo que siento y pienso a otras mujeres. Me hace sentir aún más orgullosa de ser mujer.

7. Escribir. Desde niña llevaba mi diario. Es inherente a mi. Me encanta contar historias. Y a veces pienso que me expreso mejor escribiendo. Al menos, hablando de pensamientos y sentimientos. Y es curioso, porque en mi profesión me corresponde hablar. Y ahora que lo pienso, me comunico de múltiples formas.

8. Escuchar. Me gusta atender a la gente. Hay mucha necesidad de sentirse escuchados. Cada persona es un universo infinito, y puede resultar súper interesante.

9. Ir de compras. Y bueno, sí. Me dio lo "material girl". Solía ser compradora compulsiva, lo confieso. Pero tengo mucho tiempo de no darle gusto a mi vicio. Al punto que ya es necesario e imprescindible cambiar de look. Y a esto le sumo ir al salón. Me encanta que me pinten las uñas, que me arreglen el pelo. Es una forma de chinearme y sí, me cambia el día, me hace sentir bien, aunque sea un cambio externo, es un cambio. Y sí, me gusta sentirme bella. Aunque con conciencia de que la belleza es lo que se proyecta.

10. Y para cerrar... tener éxito en algún proyecto Pienso que todo hecho surge a partir de una idea. Y comprobar que he tenido un logro, en algo que me he propuesto, es maravilloso. Me da esperanza. Despierta todo lo que creo, y confirma que lo que creo, es real. Todo está dispuesto para ser de la mejor manera. Y todo fluye para que pase de esta forma.

Y aquí queda mi invitación para que sigan la cadena.

martes, enero 15, 2008

Confrontando decisiones...

Tras una leve y corta "luna de miel", el destino me vuelve a enfrentar a que Mr. Big no es más que eso: un personaje que cobrò forma en mi imaginario, en cuanto se lo permití. Un golpe más a mi dignidad, pero certero, lo suficiente como para tomar una decisión a la que mis amigos más cercanos no dan crédito."- Lo celebraremos cuando pasen tres meses...un año", me dijo mi mejor amiga. Eso también duele. Y lamento aceptar que tiene razón. Al menos, guiándose por el pasado... Porque por mi parte, no quiero saber más de él. Tres años para darme cuenta que no vale la pena.

Por otro lado, mañana empiezo a trabajar. El trabajo me gusta. Pero siento que no es bien pagado. Recordé las palabras de mi primo, de hace unos meses: "-¿no creés que el hecho de que no hayás tenido éxito con tus novios, ni con los trabajos mal pagados, tenga algo que ver con vos...?" Silencio reflexivo. Es posible. Pero creo en mi misma, y en que este año tomaré decisiones distintas, que generarán grandes cambios, de adentro hacia afuera.

martes, enero 08, 2008

Atravezando las olas

Es la actitud para el 2008. Enfrentar lo que viene (y confío en que lo que viene es bueno). No soy de las que se queda en la orilla. Voy mar adentro. Y no necesito una tabla de surf. He dicho.

Photobucket

Bailando frente al Mar, en Manuel Antonio, con Paula e Ida (no aparece en la foto). Picture by Mr. Big.