lunes, abril 02, 2007

Guerrera

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

Me arrastro sigilosamente
rozando la tierra,
como una serpiente
tras su presa.

Conozco bien
la quietud del silencio,
la inmovilidad
y la petrificación
tanto como la carrera veloz,
el pecho agitado
y la danza de las caderas...

Saben mis pies adónde llevarme.
Son mis ojos la punta de mi flecha.
Mi escudo?
Mi estrategia.

Muchas veces he caído en batalla.
Pero nada me detiene.
Corre sangre fuerte por mis venas.
No en vano eran de piedra mis ancestros.

Cuando pierdo el rumbo,
regreso a casa,
desando mis pasos.
Camino.

Me detengo cuando necesito hacerlo,
pero no demasiado
para no perder el ritmo.
En ese tiempo afilo mi espada
y observo la montaña.

De nuevo me levanto
y sigo mi camino.
Mi lucha es diaria
y mi fuego crece.

8 comentarios:

Jen® dijo...

hermosas guerreras somos todas las mujeres.
no dejemos de serlo nunca!

EstefaniaV dijo...

sos una guerrera hermosa y lo sabés, y eso es aún más admirable.
me hacen falta amigos cófrades, el acto de crear con personas maravillosas y llenas de pasión se hace extrañar.
falta poco para verles.

CAPSULA DEL TIEMPO dijo...

Exacto: la lucha es diaria para que el fuego crezca.

Lindas palabras.

Un abrazote.

Jaqui dijo...

COmparto lo que dice Jen...todas con esa alma guerrera, esa alma luchadora, que nunca deberíamos olvidar.

akxi dijo...

con cada baile, una nueva historia... a quién herirás la próxima vez?

L. Chávez Miranda dijo...

la punta de la lanza es del plata y viaja certera, no olvidemos que una guerrera, mata.

Arkendro dijo...

Por que tusojos son mi voz

Amorexia dijo...

Aunque las guerras sean perdidas
y los guerreros se consuman en las llamas
suelen purificar siempre un alma raptada
atemorizada por las horrendas risas
de chacales
pero crecen