martes, noviembre 01, 2011

Luz y sombra

"Es un hecho psíquico que cuando uno ha dado a luz algo hermoso también surgirá algo oscuro, aunque sea momentáneamente, algo que está celoso, que carece de comprensión o que muestra desprecio." Mujeres que corren con los lobos, Clarissa Pinkola Estés.
Mi maestro gnóstico solía decir que siempre cerca de un templo del bien, había muy cerca un templo del mal, aunque en otro plano. A lo largo de mi Vida he comprobado que cuando una más se acerca a la espiritualidad, es cuando más obstáculos se presentan. 
Me lo dijeron y lo siento: Ámbar viene con mucha luz. Nunca antes me había sentido tan fortalecida. Tengo muy claro que el año pasado jamás hubiera podido enfrentar todas las circunstancias que se me han presentado: ni siquiera podía conmigo misma. Ahora estoy aprendiendo a esperar, a escuchar y a ver mejor. No he dejado de ser la criatura impulsiva y emocional que soy, y sin embargo, me siento más fuerte. Y este hecho lo cambia todo. Porque sé que a mi alrededor todo es un caos, pero siento en mi interior que todo va a salir bien. Entonces no queda más que confiar. Esperar y confiar. Todo llega en el momento justo. Todo es perfecto. Como sus pequeñas manos, abriéndose y cerrándose, como sus leves pero firmes movimientos, como la forma de su nariz, el color de sus ojos, su propia forma de ver el mundo. Sólo por llegar a verla sonreír, todo esto vale la pena. 

No hay comentarios.: