lunes, mayo 16, 2011

La Vida que quiero


La Vida que quiero es frente al Mar, escribiendo mis libros e inspirándome mientras veo al Sol ocultarse nuevamente en el agua.

La Vida que quiero la he vivido este año, frecuentando la playa al menos una vez al mes, consumiéndome en el Mar, tomando un respiro de la cotidianeidad y sus asuntos irrelevantes, viendo más amaneceres y puestas de Sol, comiendo gelattos, dejando que mis pies se habitúen a la arena, y mi piel al Sol y a la Luna Llena. Es la brisa del Mar lo que quiero respirar.

Y bien me ha valido mi espiritu gitano, pero llegó el momento de empezar a producir. No puede ser que un fin de semana me lo pase como una reina y la siguiente semana esté reuniendo cincos para el pase del bus. No puede ser que no pueda pargar mis deudas, ni que cada vez me endeude más. No es posible que no me alcance el dinero.

Hay tantas cosas que hago bien, que a partir de hoy las pondré en práctica, y no sólo seré feliz haciéndolas, sino que me van a producir dinero. Quiero vivir tranquila, y no estar corriendo para pedirle dinero prestado a todo el mundo. Ya no más. Es agotador y humillante. No quiero pasar por más penas de ese tipo. Y no hay vuelta atrás.

2 comentarios:

Kat dijo...

Hola, su forma de escribir me recordó un poco la mía, tiendo a empezar con un tema y en mi mente creo sorprender al lector llegando a otro tema. De hecho siempre me ha gustado eso de sorprender.

Y respecto al dinero, bueno no sé cual será su opinión respecto a el pero yo pienso que el dinero es el medio para que nos ayude pero nunca es el fin. Hay gente que vive ambicionando en cuando ganar y en cuantas cosas comprar pero su ambición nunca va más allá de algo tan vacío.

Así que ahorre para que siga conociendo el mundo y para que disfrute, no deje que el dinero la goce.

Cristibel dijo...

Bienvenida a la Luna. Y en efecto, el dinero es el medio. Sigo soñando con un mundo en el que todo funcione por trueque...