jueves, noviembre 13, 2014

Lección de Vida

Hoy recibí una lección de Vida: perdí mi celular, antes del medio día. Me devolví a buscarlo, aunque mi intuición me decía que siguiera mi camino. Bloqueé la línea. Estaba muy estresada por todo lo que tenía que hacer cuando corté la última llamada que hice. Pero me repetí a mi misma lo que aprendí en Metafísica: "lo que es de una es de una y nadie se lo quita". Seguí mi camino, en paz, positiva. Miré a la gente a los ojos cuando les hablaba, fui amable con todos y todas, les ofrecí una sonrisa, hasta a un parcero vendedor de la calle que me dijo que si quería ser su novia. Conozco hombres que me gustan de verdad y que no han tenido la valentía de decírmelo. Hice todo lo que tenía que hacer, dando siempre las gracias, y siendo firme cuando fue necesario. Almorcé a las 4:00 de la tarde, con mucha hambre, pero dando las gracias. Concreté muchas cosas y tuve buenas ideas. Cuando ya iba de vuelta a casa, sentí que algo vibró en mi bolso. No, no uso consolador: era mi teléfono. Sonreí y me fui a reconectarlo. Mi lección: conectarme más con la Vida y la gente, y desconectarme un poco más del teléfono. Gracias, gracias, gracias.



No hay comentarios.: